jueves, 14 de junio de 2012

*Reseña* Un haiku para Alicia

Título: Un haiku para Alicia.
Autor/a: Francesc Miralles.
Editorial: Neo plataforma.*
*Gracias a la editorial por el concurso.





Sinopsis:

Genís Gracia asiste, a los diecisiete años, al fracaso de su vida en todos los frentes. Pero justo cuando cree haber llegado a un callejón sin salida, conoce a Alicia, una joven que ha fundado una sociedad secreta en la que se discute sobre la felicidad, el dinero o el sentido de la vida. La fascinación por esta misteriosa amante de los haikus coincide con unos acontecimientos que darán un vuelco radical a su vida. 

Mi opinión:
¿Por donde empiezo? Ah, sí, os contaré la historia:
 Es una historia de amor, sí, de amor. Todo empezó aquel día en el que alguien comenzó a seguirme en twitter:"@PlataformaNeo". No presté mucha atención al hecho y me dediqué a continuar con mi vida.
Había pasado ya un tiempo cuando de pura casualidad, navegando por algunos blogs encontré una gran noticia para el mundillo: ¡Acababa de aparecer un nuevo sello de literatura juvenil! La editorial se llamaría Neo. Empecé a investigar hasta dar con la website y ver los dos primeros títulos que publicarían "Huellas y Manchas" (Jordin Sierra i Fabra) y "Un haiku para Alicia" (Francesc Miralles). Saltaron chispas, y en ese preciso instante... ¡supe lo que era sentir  mariposas en el estómago!
Cada día quería saber más y más, y por eso, ¡volví a la carga! Descubrí a un par de chicas llamadas Miriam y Helena, que colgaban videos en Youtube dando a conocer su trabajo en Neo. Pero, de las muchas veces que vi aquellos videos, una resplandecía frente a las otras, anunciaban algo especial: ¡un concurso de reseñas! Y reuniendo algo de autoestima, confianza e ilusión decidí apuntarme lo antes posible. 
Empezaba el día 20 de abril, así que justo después de ver a Jennifer Lawrence en El Hormiguero, me coloqué con los ojos como platos frente a la pantalla del ordenador, busqué el borrador que tenía preparado desde hacía días para el concurso, y a las 00:03 de la noche pulsé "envíar". No tardaron en responder a mi mail, ¡no me lo podía creer! ¡me iban a mandar el libro!
A primeros de mayo, me llegó el paquete con el libro que yo prefería leer "Un haiku para Alicia" y en cuanto pude comencé a leerlo.
Me sorprendió muchísimo, hay algo especial en ese libro. Es muy real, podría haberle pasado a tu vecino, o al compañero que se sienta contigo en clase, incluso a ti mismo. Francesc nos demuestra en su libro que no hace falta agarrarse a los tópicos para hacer una gran novela, ni se necesitan setecientas páginas para que disfrutemos completamente de un libro ni se necesitan vampiros y triángulos amorosos para que sea una gran historia. Simplemente con la vida diaria de un chico normal me ha conquistado por completo. 
Además, es una novela cargada de reflexiones y razonamientos, cargada de filosofía. ¡Sí de filosofía! 
Los personajes son muy peculiares, pero a la vez muy cercanos y es algo que me encanta. Te puedes identificar con uno o más de ellos. Está Genís, el protagonista y narrador, un adolescente que intenta acceder a la universidad con unas clases de verano, su padre le ha abandonado, y vive con su madre que es un tanto depresiva... Está el profe Haiku, que es el que primero nos introduce en el arte de estos poemas japoneses tan chiquititos. El abuelo Mingo, que aunque aparece poco me ha hecho reflexionar  mucho con "su" capítulo... Y por supuesto, la enigmática Alicia, la chica que no se quita el abrigo en una fiesta   , la causante de todo lo que sucede en la novela, la inteligentísima chica amante de la buena conversación, toda aquella que transmite "buenas sensaciones"...
El autor, podría decir que nos conduce por la historia, pero más bien, te desliza suavemente por la agradable lectura, es una especie de "sin pausa pero sin prisa", cada vez que cierras el libro te quedas con buen sabor de boca, y al rato continúas. 
Pero ojo, porque una vez que llegas a las últimas 20 páginas, tienes un debate interno sobre si continuar o no leyendo. Cada persona reacciona a las cosas de diferente manera. A mí me entró el pánico, tuve una pequeña crisis emocional porque no quería terminar el libro; después de los dos días que había pasado al lado de ese libro, maravillada por la calidad literaria, la franqueza y la dulzura de la historia, no sabía qué iba a hacer con mi vida cuando lo acabara de leer. 
Pero finalmente me resigné a acabarlo y a llorar con el final, (creo que es justo saber que desde un punto de la historia, lo intuía...) Pero sé que es justo como tenía que acabar, lo comprendo, y aunque hubo un momento de dolor, me quedó la sensación de haber leído una historia maravillosa.


Miralles me ha abierto una nueva puerta de posibilidades de lectura, la literatura realista, me ha enseñado que no necesito una novela llena de acción o romanticismo para disfrutar plenamente de leer. Le estaré eternamente agradecida por ello. 
Y así, descubrí que me había enamorado de este libro, y no puedo por menos que darle un 5/5 muy bien justificado y sin más explicaciones...


1 comentario:

Podeis expresar vuestra opinión libremente siempre que tengáis respeto hacia mi trabajo con el blog y el resto de lectores. Educación, pues cada comentario malintencionado será automáticamente borrado.
Además, prefiero que dejéis enviéis spam en mi mail, en lugar de ponerlo en el comentario.
¡Os leo!

“La voz de uno nunca debe estrangular los pensamientos propios ni ahuyentar los ajenos.” - Elizabeth de Austria (Sissi)